Menu

David Malowany ¿Cuando en este país solo haya ricos, funcionarios públicos, jubilados y asistidos, a donde nos iremos nosotros?

David Malowany ¿Cuando en este país solo haya ricos, funcionarios públicos, jubilados y asistidos, a donde nos iremos nosotros?

Alguna vez dije en privado que en el Uruguay había solo dos partidos políticos, los sesentistas por un lado y el resto de la población por el otro. 

Wilson Ferreira Aldunate tenía otra apreciación. Decía - cuando todavía el Frente Amplio era una fuerza muy minoritaria- que al este del Río Uruguay había un solo partido, El Nacional, el otro era el nombre del gobierno.

 Tanto los sesentistas como el gobierno respiraron aliviados ayer cuando comprobaron que la manifestación en Santa Bernardina no supuso un movimiento de masas que pudiese remover en un futuro a ambos sectores, extrañamente coaligados, de las distintas instancias del poder que le supuso haber sido mayoría en las últimas elecciones. Un medio de prensa que solo subsiste por la ayuda oficial, dijo que en la protesta del campo había más autos que gente.

 Los discursos y la posterior proclama sufrieron las consecuencia de quienes no pudieron hacer la transición entre lo que se habla en las redes sociales y lo que hay que afirmar seriamente. La primavera uruguaya, fruto de las nuevas tecnologías, se pareció mucho a la árabe, hablando un poco en broma.

 La Sra. Vicepresidente, Lucia Topolansky, que por la frescura del inventor sabe rehacerse, tuvo una serie de apreciaciones  que realmente deben ser subrayadas. En declaraciones a Radio Uruguay confesó que hay atraso cambiario y que ello perjudica a los sectores productivos.

 La finalmente apreciada político dijo que hay en nuestro suelo de unas cuatro a diez mil empresas agrícolas. Quiere decir que uno de cada cuatro productores rurales elevó su queja en el centro del país, dato para nada menor.

 Como siempre digo, la importancia del factor aritmético oculto o desconocido para el observador hace que un hombre juicioso nunca aventure un resultado. Ahora se entiende porque, los auto-convocados, pasaron por encima de las asociaciones rurales, en manos de quienes detentan la propiedad de la tierra pero la arriendan a familias de edad mediana y sin abolengo, buena parte de las cuales se hicieron presente ayer para canalizar un malestar que ya lleva meses. Es que sienten que a los sectores productivos de pequeños emprendedores, la coalición de izquierdas no los tuvo en cuenta en su proyecto político, especialmente a tamberos y arroceros que pagan por las fuentes de energía sumas que irritan. 

 Esto no lo dijo la Sra. Topolansky, lo digo yo. Para los sectores privilegiados el triunfo de la izquierda le significó sus mejores años en muchos aspectos. Más años tiene la coalición en el gobierno y más concentrada está la riqueza.

 ¿Cuando en este país haya solo ricos, funcionarios públicos, jubilados y gente asistida, me pregunto que haremos o donde estaremos los demás ?

Emile Durkehim decía que cuando uno no encaja en una sociedad le quedan tres caminos, la emigración, el suicidio o el delito. Yo agregaría un cuarto: la protesta. Eso es lo que nos enseñó el judaísmo de los profetas. 

 

Enviar comentario sobre la nota al Director...

Su Nombre: *


Su Email: *


Asunto: *


Sus Comentarios:


volver arriba