Menu

Los israelíes cada vez mas creyentes

Los israelíes cada vez mas creyentes

Yair Ettinger 14 de septiembre 2015 12:30a.m., Haaretz.
 

La estrella de fútbol, Eran Zahavi entra a la cancha, cubre sus ojos con la mano  y recita con gran devoción el "Shemá Israel" ("Escucha, Israel").  Otros jugadores  también han adoptado el gesto.

 El Coronel Ofer  Winter tiene un gesto similar antes de entrar en combate,   ordenando luchar contra el enemigo "que abusa, blasfema y maldice al Dios de los  ejércitos de Israel."

Al primer ministro Benjamin Netanyahu y al líder de la oposición, Isaac Herzog les gusta decir "si Dios quiere", y al líder de Atid, Yair Lapid se lo vió rezando en el Muro de los Lamentos, haciendole a la vez un pedido muy personal a d-os.

No obstante, algunos israelíes están perturbados por la presencia de Dios en el espacio público, lo que les provoca una profunda depresión y ansiedad.

El artista Yair Garbuz, por ejemplo, denominó a los "kissers mezuzá" como "tontos". Pero sólo a un turista o a un ciudadano que ha estado en coma desde hace dos o tres décadas, se le permite sorprenderse por los resultados de nuestra encuesta: el 70 por ciento de los Judios de Israel creen en Dios, al igual que el 98 por ciento de los israelíes árabes.


Es cierto que entre los Judios - a diferencia de los miembros de otras religiones en Israel - podemos ver un debilitamiento de la fe entre las personas mayores y  con estudios superiores. Pero la conclusión es clara: Mira a tu alrededor y verás cada vez menos ateos.

No hay encuesta reciente en Israel o estudio que no demuestre la profunda creencia en Dios. Dignos de mención son las encuestas periódicas completadas por el Centro para la Democracia Israelí   y la Fundación Avi Chai, que indican que la creencia en Dios es cada vez más fuerte. De acuerdo con una última encuesta, que fue publicada en 2012 (con datos de 2009), el 80 por ciento de los Judios de Israel creen en Dios.

  Es tentador llegar a conclusiones simplistas. Pero los datos de las encuestas relativos a la creencia en Dios no se puede explicar solo como un fenómeno religioso.    La misma encuesta reveló que del 80 por ciento de los creyentes,  el 68 por ciento está a favor de la apertura de las salas de cine y los restaurantes en Shabat.


Por otra parte, la creencia en d-os no es necesariamente algo "judío", y ciertamente no se limita a una definición religiosa ortodoxa. Representa una tendencia humana a creer en una fuerza superior, y Dios aparece en diferentes contextos para diferentes personas: A veces Él es una entidad tribal y política; A veces define la identidad individual; en ocasiones, es una búsqueda espiritual íntima. Él tiene un gran número de agentes  diferentes. Dios ha sido privatizado.

La nueva encuesta de Haaretz reconoce también otra cuestión - es decir, la disminución continua en la identificación de la laicidad con el ateísmo. Casi la mitad de los que se definen como seculares también declaran que creen en Dios. Eso definitivamente debe estimular el debate acerca de la ilusión óptica de que la laicidad viene en un junta con el ateísmo.  Había Judios seculares como el poeta Jaim Najman Bialik, el estadista Theodor Herzl y el pensador sionista Ahad Haam, para quien Dios estaba presente de alguna manera. Tal vez la generación actual de los israelíes seculares ya está lista para un nuevo testamento, aunque todavía no está claro lo que debería ser, o quien debería escribirlo.

Este verano, Haaretz y de la Radio de Israel,  Reshet Bet se adhirieron a la petición  de dar a conocer las horas de inicio y final del ayuno del Ramadán. Al mismo tiempo, Haaretz publicó también el  inicio de los días de ayuno judío el 17 de Tamuz y el Nueve de Av.

Uno podría imaginar que son muy pocos los musulmanes que observan el Ramadán que  utilizan la información de los medios en hebreo, pero el acto tuvo un valor simbólico. La religión, la tradición, Dios - todos ellos son  parte de nuestro ethos nacional.  


Yair Ettinger.

Enviar comentario sobre la nota al Director...

Su Nombre: *


Su Email: *


Asunto: *


Sus Comentarios:


volver arriba