Menu

¿ Arabes o palestinos?

¿ Arabes o palestinos?

Los medios israelíes no son uniformes en la definición detrás de la reciente ola de ataques punzantes.

 

Algunos identifican  a los autores como "palestinos", pero fuentes religiosas les llaman "los árabes." Entonces, ¿ Que es este shibboleth ?

En el Mandato Británico de Palestina, todos los residentes, judíos o árabes, fueron llamados "palestinos". Por lo tanto, a los dos grupos no se los distinguía   por israelitas o palestinos, sino por y  judíos "y árabes. Esta designación persistió después del Estado de establecimiento del Estado de Israel en 1948. Los ciudadanos árabes del Estado llegaron a ser llamados "árabes israelíes". Los cientos de miles de refugiados que, o bien se fueron por su propia voluntad o bien fueron expulsados ​​fueron llamados "refugiados árabes."

El tema de los refugiados era el problema diplomático  más  importante en la mesa durante la primera década del estado. Los estados árabes y la comunidad internacional exigieron que Israel repatriará  alrededor de 700.000 de ellos pero Israel se negó.

"Los árabes que huyeron a través de las fronteras de Israel no son considerados ciudadanos israelíes por nosotros - ni en el pasado, ni en el presente, y no lo será en el futuro". El canciller israelí, Moshe Sharett declaró en 1950.  Creemos que la guerra árabe contra Israel ha cambiado su estado a permanente.

Tengan en cuenta que Sharett llama a los refugiados, "árabes" y no "palestinos".  En ese momento, no eran llamados "palestinos". El término utilizado fue "refugiados árabes de Palestina", un término que a veces se simplificaba como "refugiados palestinos." (al informar sobre estos refugiados, Haaretz suele hacer referencia a ellos como "los refugiados árabes", aunque en ocasiones se pueden encontrar informes utilizando el término "refugiados palestinos").

Sólo cuando la Organización de Liberación de Palestina fue establecida en 1964 los palestinos comenzaron a ser ampliamente llamado "palestinos" por los medios de comunicación, la comunidad y el mundo. Los periódicos israelíes comenzaron poco a poco a hacer lo mismo durante la década de 1960.

¿Qué son exactamente los palestinos?

Cuando Israel tomó el control de Cisjordania y la Franja de Gaza en la Guerra de los Seis Días en 1967, las personas que vivían allí comenzaron a ser llamados "palestinos", así, que comenzó un debate en la sociedad israelí, que dura hasta hoy en día - ¿Qué es ser palestino?

Michael Asaf, uno de los primeros arabistas de Israel, dedica un artículo al tema en febrero de 1968: "¿Cuál es la naturaleza de estos palestinos? ¿Hay una "nación palestina" como la nación egipcia o incluso las nación siria,  iraquí o libanesa? La respuesta es no. La única "nación"  es la "nación jordana 'cuya historia comienza  alrededor de 1920. Los árabes que vivían al oeste del Jordán hasta la costa mediterránea se llamaban a sí mismos los hijos del' Sur de Siria." Incluso  la designación fue sólo una invención reciente. La 'entidad palestina' sólo comienza con la aprobación del mandato británico, es decir, en 1923. "

La Primer Ministro Golda Meir dijo más o menos lo mismo en 1969: "No había tal cosa como palestinos. ¿ Cuando estuvo allí un pueblo palestino con un estado palestino? Era o el sur de Siria antes de la Primera Guerra Mundial y luego fue Palestina incluyendo Transjordania. No había un pueblo palestino en Palestina considerándose a sí mismos como el pueblo palestino que hubiésemos echado y llevado lejos. Ellos no existen. "


 
El mundo no estaba convencido. En diciembre de 1970, la Asamblea General de las Naciones Unidas votó a favor de la Resolución B-2536, el reconocimiento de los "derechos inalienables del pueblo palestino." Desde entonces, los palestinos como nación son casi universalmente aceptados.

 
El gobierno israelí se mantuvo firme en su negativa a reconocer la existencia de un pueblo palestino.  Algunos opositores sin embargo no coincidían con esta posición, sobre todo el legislador convertido en editor de periódicos Uri Avnery y otros intelectuales de izquierda.

 

Sin embargo, la oposición sólo se hizo más convencional después de la Guerra de Yom Kipur en 1973. Un ejemplo notable es Amnón Rubinstein, que en 1974 renunció a su trabajo como decano de la Facultad de Derecho de la  Universidad de Tel Aviv para co-fundar un nuevo partido político centrista llamado "Shinui" ( "cambio").

"Cualquiera que tenga ojos en la cara," escribió  Rubinstein en un artículo de opinión publicado por Haaretz, "sabe que el nacionalismo palestino es un hecho existente, expresado de mil y una formas: por escrito y oralmente, en la acción y en el deseo, en  la expresión exterior y en el sentimiento interno. No importa si este nuevo nacionalismo tiene los mismos derechos que los nuestros, y que no hace ninguna diferencia si es merecedor de  la atención internacional. Lo que importa es que  se convirtió en una realidad - y el hecho de que su existencia fue estimulado sobre todo por nuestra existencia, y su conflicto con la empresa sionista no tiene ninguna incidencia sobre su existencia".

Menachem Begin, un opositor abierto al reconocimiento de la nacionalidad palestina, fue elegido primer ministro en las elecciones de 1977 y resumió su punto de vista sobre el tema en un artículo publicado en Maariv en 1970:

"Un Judio, un sionista, un ministro o  un portavoz,  no tiene autoridad para determinar que Israel y Palestina termina aquí  y comienza allí, o viceversa.

Si lo hace, ha aceptado el argumento principal de nuestros enemigos.  Ha traicionado a su propio pueblo. Si esta es la Tierra de Israel, hemos vuelto a la misma. Si se trata de Palestina, la hemos invadido.  

En la década de 1980, un número cada vez mayor de los israelíes comenzaron a aceptar la nacionalidad palestina. El Primer Ministro Shimon Peres anunció que reconocía el pueblo palestino en abril de 1986, pero Isaac Shamir, quien lo reemplazaría como primer ministro ese octubre, veía las cosas de manera muy diferente.

Para Shamir, la "nación palestina" fue un invento sofisticado de los "árabes" ideado para destruir el Estado de Israel. Se elaboró ​​la teoría en una conferencia en 1989: "¿ Es nuestro problema Israel y los palestinos?

No,  los hubiesemos aceptado desde el primer momento. ¿ Quien  libró las guerras? ¿Quiénes son el peligro? Los países árabes. Ellos hablaron de arrojarnos al mar. Hoy en día no dicen eso, ellos se han vuelto más sofisticados - libre determinación de los palestinos, y mundo hace causa con ellos . Pero si nos fijamos en la realidad, nada ha cambiado. Los árabes son los mismos árabes, que controlan 22 países, Israel es un país pequeño con muchos problemas, y el mar es el mismo mar. El objetivo sigue siendo el mismo - la destrucción del Estado de Israel, aunque ellos la llaman  la"libre determinación del pueblo palestino." Es un juego de palabras .


 
En la década de 1990, con Isaac Rabin en el timón del Estado, Israel comenzó las negociaciones directas con los palestinos. Muchos pensaron que la paz  estaba al alcance de la mano. Sin embargo, algunos israelíes vieron esto como  una  traición y uno de ellos, Yigal Amir, tomó el asunto en sus propias manos y asesinó al primer ministro israelí.

Hoy en día, la mayoría de los periódicos israelíes (y la literatura) se refieren a los palestinos como "palestinos", como lo han hecho desde los años 60; pero los periódicos religiosos siguen aferrándose a la antigua designación de "árabes".

¿Quiere decir esto que la mayoría de los israelíes han aceptado la nación palestina? Eso no se puede afirmar categóricamente.

Una mirada científica  parece indicar que  los israelíes se refieren a los palestinos como "árabes" más que como "palestinos". Esto podría indicar que la mayoría de los israelíes siguen considerando el conflicto como un conflicto entre judíos y árabes, no uno entre Israel y palestinos. Si eso es cierto, es preocupante. Las palabras que usa la gente para describir los conflictos pueden determinar la forma en que piensan al respecto.

Si el conflicto es entre israelíes y palestinos, una solución de dos estados parece razonable. Pero si se trata de una lucha entre árabes y judíos, parece razonable que los árabes se establezcan en el ámbito ue se extiende a 22 países desde el Atlántico hasta el Océano Índico, y que toda la Tierra de Israel - una mota de polvo en comparación - permanezca en manos de los judíos.

La diferencia no sólo es espacial, sino temporal. Un conflicto palestino-israelí podría ser visto como que durará 100 años, a lo sumo, lo que significaría que se termine pronto. Sin embargo, un conflicto entre los árabes y los Judios podría ser visto - y es por muchos - como el que viene de los  tiempos bíblicos,  entre Jacob y Esaú. No hay ninguna razón para creer que un conflicto que abarca milenios debe terminar en cualquier momento pronto.

Los recientes comentarios del primer ministro Benjamin Netanyahu ( "me preguntan si vamos a vivir siempre con la espada en la mano, les digo que sí") y la aparente aquiescencia del público israelí a la solución del mismo, se pueden entender como si el conflicto fuese eterno.    Por otro lado, el disgusto de la cada vez más estrecha izquierda israelí y de los no israelíes podría entenderse como el resultado de su muy, muy diferente punto de vista.

Elon Gilad

Enviar comentario sobre la nota al Director...

Su Nombre: *


Su Email: *


Asunto: *


Sus Comentarios:


volver arriba