Menu

No me recuerden a los judíos muertos.

No me recuerden a los judíos muertos.

Jerusalem Post

Una placa conmemorativa de tamaño postal, a la entrada a una antigua casa en Amsterdam de una víctima del Holocausto sería removida.
La placa - un adoquín de cobre con el nombre de Joachim Elte que en el año 2014 estaba incrustada en la acera de la calle Nicolass Maes - fue trasladada a un lugar "lo más lejos posible de la puerta" de los dos residentes, que recientemente han demandado a la ciudad para que se les quite la placa definitivamente de su ámbito, dijo Sebastiaan Capel, alcalde del distrito sur de Amsterdam, a Het Parool el viernes.
Los dos residentes, que no fueron nombrados demandaron la remoción del adoquín conmemorativo porque el Alcalde ha ignorado sus demandas.   
En la moción, los dos residentes dijeron que la encontraron demasiado conflictiva por tener que recordar la deportación y el asesinato de Elte, un contador de 51 años que murió en un campo de concentración nazi en 1945 . También argumentaron que "compromete el ambiente" de su vecindario exclusivo y su privacidad y la de sus hijos porque atrae a los espectadores.
El juez que revisó la moción no emitió una orden judicial, pero dictaminó que admite la consideración por un tribunal administrativo
Amsterdam tiene 400 adoquines conmemorativos que se han colocado frente a las antiguas casas de víctimas del Holocausto como parte de un proyecto de conmemoración que un artista alemán comenzó en Berlín en 1996. Hasta la fecha, más de 50.000 de los adoquines han sido colocados en 18 países en Europa.
El distrito en el que viven los querellantes no requiere el consentimiento de los residentes para la instalación de adoquines conmemorativos.
La ciudad de Amsterdam ha recibido dos quejas en el pasado sobre adoquines conmemorativos: uno de un sobreviviente del Holocausto que dijo que le trajo malos recuerdos y otro de un hotel cuyos propietarios dijeron que es malo para los negocios. Siguiendo la petición del sobreviviente, el adoquín fue trasladado a otra parte en la misma calle. 

En los últimos años, los medios de comunicación holandeses han informado de varios casos de resistencia a las conmemoraciones del Holocausto, incluido el Museo del Ferrocarril de Holanda en Utrecht y que residentes de la capital se opusieron a erigir un muro conmemorativo en un parque central.
Aproximadamente el 75 por ciento de los 140.000 judíos que vivieron en los Países Bajos cuando Alemania lo invadió en 1940 fueron asesinados en el Holocausto. El holocausto en los Países Bajos tuvo la tasa de mortalidad más alta en la Europa Occidental ocupada por los nazis.


Enviar comentario sobre la nota al Director...

Su Nombre: *


Su Email: *


Asunto: *


Sus Comentarios:


volver arriba